“Así sucede en Rundevoll” – episodio 11

              La ambigüedad es una característica fundamental de la esencia de Rundevoll. Gracias al espíritu ambiguo que reina en el devenir de la ciudad, la magia puede ser también interpretada como casualidades tan humanas como carentes de fantasía. De este modo, es casi imposible para los habitantes de Rundevoll reflexionar acerca de las maravillas y los prodigios que los rodean día a día: por cada acción mágica que toma lugar, hay quienes creen ciegamente en el aspecto maravilloso de lo que consideran instantáneamente un milagro. Se dejan llevar por la fantasía de descubrir brujerías en cada acción, por más cotidiana y conocida que sea, y buscan una y otra vez en cada mínimo detalle algún punto que refuerze sus teorías. De esta manera es como la magia se esconde, pues estos pusilánimes acaban por argumentar que todo es magia, perdiendo de vista los verdaderos prodigios que sin duda existen. Por otro lado, también encontramos a aquellos escépticos que niegan por completo la fantasía, y encuentran una explicación perfectamente racional para todo, por más rebuscada o imposible que sea.

            Lo único que es seguro en Rundevoll es que la magia sí existe, pero se proteje de esta manera: usando a su favor a los mismos habitantes para despistar a los curiosos que la buscan. Y para aquellos que no lo hacen existe la posibilidad de encontrarla donde menos se lo esperan.

            Iba yo caminando confiadamente rumbo a algún lugar al que nunca llegué. A pesar de que no hacía ni demasiado calor, ni demasiado frío, al tiempo que caminaba comencé a agobiarme. Mi cansancio fue en aumento, mis piernas comenzaban a temblar y cuando quería hablar, balbuceaba. Necesitaba descansar, pero aún no había llegado a mi destino. Pasé tambaleándome por una esquina, y allí sentí que me llamaban. Era un vagabundo que estaba recostado sobre la pared, al lado de una puerta. Me invitó a recostarme con él en el suelo frío, y por algún motivo accedí. El hombre me daba charla hablando siempre despacio, sigilosamente, como si alguien estuviera todo el tiempo vigilándolo, queriendo escuchar lo que dice. Le pregunté el porqué de tanto misterio, y dijo que tenía un secreto que contarme: el mendigo se presentó como conocedor de los misterios del propósito de la vida, la extensión del universo, la existencia de Dios y demás secretos metafísicos fuera del alcance de los humanos comunes. Me confesó que hace muchos años logró encontrar una biblioteca infinita, y tras décadas de buscar logró dar con la información que ahora atesora. Luego de conocer los secretos del universo, resolvió permanecer en la calle: en parte porque, según dijo, hay gente que lo busca porque ninguna persona debería saber lo que él sabe y quiere esconderse. También porque una vez conocidos esos misterios, no queda nada por hacer en esta vida, todo pierde propósito y sólo queda esperar la muerte.

            Mientras escuchaba su historia, el cansancio galopante que me asediaba venció a mi conciencia y me quedé dormido. Creo que fueron pocos minutos, pero al despertar el hombre que tenía al lado ya había dejado de hablar. Parecía perdido, y sólo se movía para estirar el brazo pidiendo monedas a la gente que pasaba. Sentí su mirada cómplice cuando me levanté, aún mareado, para seguir mi camino. Desde ese día camino más atento, pensando que el secreto de la vida y de la felicidad podría estar tirado pidiendo monedas en alguna esquina, y nosotros ignorándolo como si no necesitáramos oirlo o como si él no necesitara ser escuchado.

 

por Juan Zimmermann

 

“Así sucede en Rundevoll” – episodio 12

NOTICIAS RECIENTES

“Un jefe en pañales 2”, “Space Jam 2” y “Jungle Cruise”

Desde el viernes 30 de julio al miércoles 4 de agosto el cine “Odeón” pone… Leer más

8 horas hace

“Mais que nada”

El jueves 29 de julio (nueva función) a partir de las 21:00 en “Pueblo Viejo”… Leer más

1 día hace

Cecilia Romero en “Unas letras, unos mates”

El viernes 30 de junio a partir de las 18:00 se presentará Cecilia Romero en… Leer más

1 día hace

Orquesta Sinfónica de Entre Ríos

El sábado 31 de julio a las 20:30 a través del Canal de Youtube Cultura… Leer más

1 día hace

“Orugas”

Los días viernes 30 y sábado 31 de julio a las 21:00 en “Pueblo Viejo”… Leer más

2 días hace

“Divino divorcio”

El viernes 6 de agosto a las 21:00 en el teatro “Odeón” se pondrá en… Leer más

2 días hace

Esta web usa cookies.