22 octubre, 2020
cuidarte es cuidarnos
Las calles

Las calles

las ciudades

la gente

los libros y se detuvo

la mano en visera al filo de su frente

inhalando arboledas y ríos

pantanos, mares y noches

mujeres, hombres y animales

tigres, leones y pájaros

lagartos y víboras

culebras

anilladas rojas, negras y blancas

las medias de chacarita

(de los flamencos)

al costado de la cama

tentar la lengua y la forma

entrando y saliendo

tejiendo

-texto, textura, tela-

motín de arcadas

navíos sobrevivientes de nocturnas marejadas

y hubo también

(hay en la lectura)

edificios y tantas otras luces

casas con escaleras salitrosas

mil botellas diferentes

pelos enredados en la rejillita del baño

donde también suceden

arañas que emergen

una tras otra

primero dos patitas, luego la cabecita,

peludas

ojonas

del tamaño de una mano

elásticas

se arquean

se mojan y no mueren

como las polillas que sí

que se aplastan húmedas

en los baldosones de un patio al que se sigue yendo

leyendo

donde hubo también

(hay)

viento soplado en la cara

saberlo todo querer

acierto de la impósibilidad y cólorin sin cólera:

no son tarántulas

sólo una paz imprecisa.

 

 

Hernán Lasque

 Nos seguimos cuidando
Free WordPress Themes - Download High-quality Templates